Conoce cómo realizar una buena limpieza de tu piscina de plástico

Portada Piscina de Plástico

30 de enero 2024

La higiene de una piscina es imprescindible con independencia del material o del tamaño de la instalación. La acción humana y los fenómenos naturales alteran continuamente el estado del agua, por lo que su mantenimiento regular es lo único que te garantiza que la piscina se encuentre en perfectas condiciones para poder disfrutar de ella en cualquier momento.

El cobertor de piscina es fundamental si quieres ahorrarte labores de limpieza o, al menos, reducir al máximo el tiempo y el esfuerzo que conlleva. Sin embargo, es inevitable que los agentes externos se cuelen en el agua mientras la piscina está en uso. En concreto, resulta fundamental saber cómo limpiar una piscina de plástico, ya sea hinchable o desmontable, porque muchas de ellas no cuentan con filtros ni depuradoras que realicen esta tarea de forma automática. Por este motivo, la suciedad se acumula con más facilidad y la piscina debe limpiarse con mayor frecuencia.

Consejos sobre cómo limpiar una piscina de plástico

1. Quitar la suciedad

Para realizar el saneamiento de la superficie de la piscina basta con utilizar un recogehojas para retirar la vegetación y los insectos que se encuentran flotando en el agua.

Cuanto antes realices este tipo de actividad, menos probabilidades habrá de que la suciedad se adhiera al revestimiento.

2. Limpiar el vaso de agua

El equipamiento más adecuado para eliminar las partículas adheridas al fondo y las paredes de una piscina de manera eficaz es un limpiafondos. Al tratarse de piscinas que generalmente son de tamaño pequeño o mediano, puedes utilizar uno que sea manual o hidráulico.

El limpiafondos manual se coloca en una pértiga y, bajo el manejo del usuario, aspira los residuos y los expulsa de la piscina a través de una manguera. El hidráulico, por su parte, se conecta a la toma de aspiración de la piscina mediante una manguera y funciona sobre el revestimiento con un desplazamiento autónomo.

No te olvides de la línea de flotación, donde se amontonan los restos de los bronceadores y cremas solares. Para quitar esta capa de desechos debes usar un cepillo que no dañe el plástico para evitar posibles pinchazos o roturas.

3. Productos Químicos

La opción ideal para limpiar piscinas de plástico es que emplees productos multifunción, los cuales desempeñan una acción desinfectante, floculante y algicida. Todo en uno y en su justa medida.

También puedes aplicar el desinfectante por excelencia, el cloro, en alguno de sus formatos: líquido, en pastillas o granulado.

El oxígeno activo es otro elemento que sirve para detener la actividad de los restos orgánicos presentes en el agua sin generar otros residuos. Con este producto de rápida disolución, la purificación del agua es más sostenible.

No te olvides de la importancia de medir los distintos parámetros del agua antes y después de verter cualquier producto químico para comprobar que el estado de tu piscina es apto para los bañistas.

Otros Productos

Una mezcla de vinagre blanco o bicarbonato de sodio con agua también sirve para dejar tu piscina de plástico impoluta. No obstante, cada combinación es idónea para la higienización de una parte del vaso de agua. Así pues, se recomienda utilizar el bicarbonato de sodio para erradicar los sedimentos del fondo y las paredes, mientras que el vinagre blanco es útil para quitar la línea de flotación.

Productos tan sencillos como el agua y el jabón son igual de válidos si no sabes con qué o cómo limpiar una piscina de plástico: solo tendrás que vaciarla, enjabonarla y aclararla varias veces con agua a presión para eliminar todas las impurezas, manchas y restos de los químicos. Además, son ideales para realizar la última limpieza en profundidad antes de proteger o guardar la piscina hasta la siguiente temporada de baño.

Depuradora

A pesar de que tu piscina no sea de obra, las piscinas de plástico también admiten la instalación una depuradora que se encargue de filtrar el agua automáticamente, facilitando así el mantenimiento del agua sin necesidad de la constante intervención del usuario.

No obstante, la depuradora de una piscina requiere sustituir los filtros de forma periódica para asegurar una correcta filtración del agua.

Mantenimiento como medida de prevención

Tu mejor aliado antes de limpiar tu piscina de plástico será un kit de análisis que te permita conocer las condiciones actuales del agua. Sin embargo, recuerda que un mantenimiento regular y adecuado de la piscina evitará que tengas que proceder a su vaciado y posterior limpieza. ¡Ahorrarás agua y mucho trabajo!

Descubre más contenido de nuestro blog

Contacta con nosotros

Lunes a Viernes de 9:00 a 19:00 h. Festivos de 9:00 a 18:00 h.